Potente: la voz del océano ahoga el viento.

La empresa Orgelbau Hey, especializada en construcción de órnganos apuesta por la tecnología de KAESER para su gran proyecto "Vox Maris".

El órgano gigante "Vox Maris" de la Sky Tower de Yeosu (Corea), se terminó y montó a tiempo para la Expo 2012. La "voz del océano" debía envolver las instalaciones de la Expo y la bahía de Yeosu.

Vox Maris es el proyecto más grande hasta la fecha e la empresa Orgelbau Hey. Construido y montado para la Expo 2012 en Corea, el innovador aerófono de seis octavas y media debía ser una de las principales atracciones y una marca acústica de la exposición mundial. Este órgano gigante al aire libre está compuesto por 80 tubos de cobre de hasta 10 metros de altura resistentes al viento y a las inclemencias del tiempo, que están dispuestos en forma de arpa en la torre exterior. Además, debía accionarse por aire comprimido.

Junto al océano, el viento silba y sopla. ¿Puede plantarle cara un órgano?

El objetivo claro de los promotores era hacer sonar el órgano con el mayor volumen posible y crear a la vez una experiencia acústica equilibrada. No era una tarea fácil, mucho menos en la costa, con vientos imprevisibles. Además, el objetivo era poder tocarlo con poco intensidad para incluirlo en conciertos con otros instrumentos.

KAESER aporta la presión: de piano a forte.

La solución estaba cerca: un compresor Kaeser. Desde hace muchos años, un Kaeser SM 6 desempeñaba un buen trabajo en Hey. Un especialista de Kaeser les dio el consejo que necesitaban: el DSD 202 T, un compresor de tornillo que moviliza 20 000 litros de aire por minuto, era el candidato ideal para la tarea. La presión de 8 bar(g) que suministra es mil veces la de un órgano de iglesia. Al mismo tiempo, el DSD 202 T es lo suficientemente flexible para ofrecer tonos más bajos.

El día de la inauguración de la Expo, los tubos del Vox Maris produjeron un crescendo, que se propagó en todas las direcciones y se pudo oír a una distancia de hasta seis kilómetros. Según el Libro Guinness, esta estructura sonora es hasta hoy el órgano con el sonido más alto del mundo, con unvolumen de 138,4 (db)A.